Ruta por el “EL MADRID DE CARLOS III”
Ruta por el “EL MADRID DE CARLOS III” 

Día de visita 20 de abril del 2017



Ahora que acaban de cumplirse 300 años del nacimiento de Carlos III, qué mejor momento para conocer en detalle y en profundidad las mejores construcciones realizadas por este ilustre monarca en la Villa de Madrid: Puerta de Alcalá, Fuente de Apolo, Fuentes de las cuatro estaciones, Fuente de la Alcachofa, Jardín Botánico, Hospital de Sabatini, La Cibeles..., casi todos, monumentos y esculturas bastante conocidos, pero con una intrahistoria detrás que merece ser contada. Como siempre, un paseo "no apto para turistas".

Además, hablaremos de la época de este rey, de la sociedad, de historia..., y de historietas. Y romperemos (o pondremos en entredicho) el mito de que fue "el mejor alcalde de Madrid". Todo esto recorriendo el entorno del Paseo del Prado, empezando desde el bar "Brillante”, en Atocha y acabando cerca de la Puerta de Alcalá. Partiremos a las 18:00 h., desde el bar "Brillante”, en la Plaza del Emperador Carlos V (Atocha), bajo el hotel Mediodía. El recorrido tendrá una duración aproximada de 2 horas, y será guiado por Álvaro Llorente, perteneciente a la ASOCIACIÓN CULTURAL AMIGOS DE MADRID.

Precio afiliad@s: Gratis.
Precio invitad@s: 3 €.

Grupo de visitantes


Comentarios de la visita realizados por Daniel Merino


RUTA "El Madrid de Carlos III. De Atocha a la Puerta de Alcalá" .  Día 20 de abril de 2017.

 

Carlos III de España, nació en Madrid el 20 de enero de 1716. Fue  Rey de Nápoles y de Rey de Sicilia de 1734 a 1759 y Rey de España desde 1759 hasta su muerte en 1788, tras la muerte de su hermano Fernando VI.

Cuando llega a Madrid se encuentra una ciudad sucia, mal planificada, muy alejada de lo que había estado viviendo en Italia. Por ello, trae arquitectos, artesanos, pintores de Italia para tratar de hacer un nuevo diseño de las nuevas zonas que se propuso mejorar y construir en lo que hoy llamamos Paseo del Prado.

Lo que hoy conocemos como Museo Reina Sofía y Real Conservatorio de Música fue el antiguo Hospital San Carlos, construido sobre los terrenos que se incautaron a Antonio Pérez cuando huyó a Inglaterra, con diseños de José de Hermosilla y posteriormente de Sabatini. Estaban unidos por pasarelas y albergaron un hospital de sanación y  el Colegio de Cirugía (posteriormente se utilizaron como Facultad de Medicina). Delante del actual museo, se encuentra una escultura de Alberto Sánchez que se ha titulado "El Pueblo Español tiene un Camino que conduce a una Estrella".

Antiguo Hospital San Carlos

Antiguo Colegio de Cirugía

Escultura de Alberto Sánchez

La fuente de Atocha es también conocida como la Fuente de la Alcachofa, porque está coronada por este fruto. Como todas las fuentes del actual Paseo del Prado, el diseño fue encomendado a Ventura Rodríguez, aunque el trabajo se realizó por talleres y escultores seleccionados a tal fin. Es una copia de la original que se encuentra en el Retiro y recolocada en su ubicación actual en 1986 después de retirar el famoso scalextric que se construyó en la plaza.

Fuente de la Alcachofa

 El actual Paseo del Prado fue una zona remodelada sobre un brazo del arroyo Abroñigal, con terrenos inundados y malolientes que se desecaron al efecto. Comienza y finaliza con dos estatuas idénticas (ver fotos). En 1635 sólo estaba el Retiro, palacio de los Reyes, y el paseo sólo servía para ver quienes entraban o salían de la finca. A la llegada de Carlos III, encarga al Conde de Aranda su remodelación para convertirlo en un Paseo de las Artes y las Ciencias, que mejorara la zona con nuevas construcciones de prestigio.

Comienzo del Paseo del Prado

Se construye el Jardín Botánico en 1781, que tenía su entrada principal por el Paseo del Prado, aunque fue Fernando VI su impulsor, que construyó el anterior, denominado Quinta de Migas Calientes. El diseño de la Puerta Real y su trazado inicial fue de Sabatini entre 1774 y 1781, y se pretendía que tuviera, además de un  jardín, plantaciones capaces de proveer de plantas a los jardines de los Palacios Reales, invernaderos y Escuelas de formación. Supuso que de comprar el 100% de las plantas en 1790 se pasase a la exportación de plantas y flores en 1800. Durante la Guerra de la Independencia fue destruido por las tropas francesas, pasando por una etapa de abandono al no disponerse de fondos para su restauración. Fue la primera Casa de Fieras y en 1939 pasó a depender del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, gestor actual. Tiene más de 5000 plantas y árboles recogidos a lo largo del siglo XIX en diferentes expediciones científicas como la de Alejandro Malaspina.

Jardín Botánico

En el camino por el Paseo del Prado, nos encontramos con una copia de las 4 fuentes, iguales dos a dos, cuyos modelos originales se encuentran en el Museo de los Orígenes. Fueron diseñadas hacia 1780.

Fuente paseo del Prado

Enfrente, al final de la calle Huertas, se encontraba el edificio de Platerías Martínez, empresa que se encargó de abastecer de joyas y trabajos en plata para la Casa Real y la nobleza, tras su "nacionalización" a semejanza de una Real Fábrica (de Porcelanas del Retiro, de Cristales de La Granja, ...)

Antigua ubicación de Platerías Martínez

Y llegamos al edificio del Museo del Prado. Su diseño correspondió a Juan de Villanueva hacia 1780 (sustituido a su muerte por su discípulo Antonio López Aguado), aunque se empieza a construir en 1789, junto con la entrada actual del Jardín Botánico, para darle continuidad con el edificio que inicialmente iba a albergar el Real Gabinete de Historia Natural. Durante la Guerra de la Independencia fue utilizado como establo por las tropas francesas quedando muy deteriorado (fundieron los tejados de plomo en Platerías Martínez para fabricar municiones). Fue por impulso de Isabel de Braganza, esposa de Carlos IV, la que convence al monarca para la construcción del Museo Real de Pinturas, inaugurado en 1819, y aunque empezó con una colección real de 311 cuadros se ha convertido en la mayor pinacoteca del mundo.

Museo del Prado

La Fuente de Neptuno fue realizada por Juan Pascual de Mena, dentro del diseño global del Paseo del Prado, en una sola piedra de las canteras de Montesclaros (Toledo). Se trata de una escultura del dios del mar, tirada por caballitos de mar y aspas en lugar de ruedas.

Fuente de Neptuno

En el Paseo del Prado se ubica el Monumento a los Héroes del dos de Mayo, actualmente Monumento a los caídos por España, en el antiguo Campo de la Lealtad, donde Murat fusiló a muchos de los detenidos entre los días 2 y 5 de mayo de 1808.

Monumento a los caídos por España

En la parte final del Paseo del Prado, frente al ICO, se encuentra la Fuente de Apolo, esculpida por Manuel Álvarez "El ciego", en 1778. Apolo toca un arpa como dios de la música (recordar la fábula de Apolo y Marsias) y se encuentra rodeado por las cuatro estaciones, por lo que también se la conoce como Fuente de las Cuatro Estaciones.

Fuente de Apolo

En 1782 Francisco Gutiérrez y Roberto Michel (escultor de los leones) fueron los que esculpieron la famosa Fuente de La Cibeles, emblema de la ciudad, frente al Palacio de las Telecomunicaciones, sede actual del Ayuntamiento. Los leones que tiran de la diosa Ceres o Cibeles, diosa de la tierra, eran Hipómenes y Atalanta, que fueron convertidos en leones por el dios Apolo al profanar su templo.

Fuente de Cibeles

 Y finaliza el Paseo del Prado con la otra escultura idéntica a la que se sitúa en el comienzo de Atocha (Ver foto).

Final Paseo del Prado

Pero la imagen final de la Puerta de Alcalá, mandada construir en 1788 por Carlos III, es el final de un recorrido histórico lleno de grandes obras y diseños. Esta puerta sustituía a la antigua puerta de madera existente en la muralla exterior de la ciudad que se prolongaba por la calle Serrano hasta Colón y  puerta de Santa Bárbara en Alonso Martínez. El diseño ganador del concurso convocado fue de Sabatini, que hizo dos modelos distintos, que gustaron al monarca, por lo que fueron realizados superpuestos, uno por cada lado, para su satisfacción.

Puerta de Alcalá 

Para finalizar, conviene tener presente que Carlos III aprovecha las circunstancias económicas ventajosas que se encontró de su predecesor. Se encuentra que en 1764 finaliza la construcción del Palacio Real, con más de 3000 trabajadores que no tendrían trabajo, que en 1766 se produce el Motín de Esquilache con las revueltas del pueblo y tiene que dar salida a estos trabajadores, por lo que en 1770 se comienzan las grandes obras de Madrid en el denominado Salón del Prado.

Asimismo, realizó una reforma de la enseñanza universitaria y elaboró un plan industrial importante con las reales fábricas de Porcelana del Retiro y de Cristal de La Granja. Con su muerte finalizó la etapa denominada del reformismo ilustrado.